Inicio Almacenamiento Discos híbridos de estado sólido

Discos híbridos de estado sólido

68
0
Compartir

Discos híbridos de estado sólido

Western Digital anuncia los primeros discos duros ultrafinos de 2,5 pulgadas / 5 mm y unidades de estado sólido híbridas (SSHD) del mundo, modelos WD Blue y WD Black. Han sido diseñados para integrarse en los dispositivos más delgados y en entornos informáticos con espacio restringido.

Con 500 GB de capacidad de almacenamiento y modelos que incluyen tecnología de estado sólido híbrida de alto rendimiento, esta delgada línea de productos ayuda a afrontar las difíciles elecciones que los diseñadores de sistemas deben realizar a menudo entre capacidad, tamaño físico y rendimiento, ya que incorporan un nuevo formato de conector más pequeño, el SFF-8784. Este nuevo conector recibe la alimentación y los datos del bus E/S huésped a través del conector de la interfaz SATA, el SFF-8784.

Las nuevas unidades, con conector compacto ofrecen un mayor grado de libertad respecto al diseño del chasis. Este formato ultrafino reduce el peso hasta un 36% en comparación con un disco estándar de 9,5 mm, incorporando las mejores tecnologías de acústica para reducir el ruido cuando la unidad está activa o en reposo. Además, cuentan con especificaciones de resistencia sin precedentes, al soportar impactos de 400 G en funcionamiento y de 1000 G cuando no están operativas.

El fabricante ha diseñado el conector y la placa utilizando la tecnología de miniaturización de los teléfonos móviles, para aumentar al máximo el espacio de oscilación mecánica del disco duro y mejorar la resistencia a los impactos.

El eje del motor está fijado en ambos extremos para reducir la vibración provocada por el sistema y estabilizar los discos con el fin de proporcionar un rastreo preciso durante las operaciones de lectura y escritura, lo cual permite un rendimiento superior y más consistente.

Finalmente, incorporan dos actuadores de doble etapa para mejorar la precisión en el posicionamiento sobre las pistas de datos. El actuador primario realiza el desplazamiento inicial mediante principios electromagnéticos convencionales. A continuación, el actuador secundario utiliza el movimiento piezoeléctrico para ajustar la posición del cabezal con un mayor grado de precisión.

Utilice nuestro SERVICIO AL LECTOR GRATUITO para contactar con el proveedor